Niños tepiteños llenan el Teatro Ferrocarrilero en Festival del Barrio I

Foto R2 Pi / Reseña: Davo Pinks

Si algo tiene de complicada la labor ardua de comentar los eventos culturales que suceden en la capital de la ciudad, lo duro y lo tupido no llega con los recordatorios virtuales de mi madrecita adorada (a la que siempre tengo en mente), sino con la congoja de señalar detalles perfectibles de un evento muy bien intencionado como lo es El Festival del Barrio I, que el domingo pasado tuvo su estreno en el Teatro Ferrocarrilero, al norte de la CDMX.

 

Dicho festival organizado por el colectivo Tepito Arte Acá presentó en escena dos obras de teatro cuyo genuino y loable propósito fue que los niños tepiteños gozaran de un rato agradable que colabore en su desarrollo intelectual y cultural, alejándolos de su posible ingreso a las filas del crimen organizado. Partiendo de esta premisa, la intención fue más que lograda pues estridentes fueron los aplausos y las carcajadas de los morritos que acicalados y con mucha energía, se dieron cita en el teatro que ha visto triunfar a estrellas de la categoría de José José, Juan Gabriel y Raphael, sólo por mencionar algunos.

Sin embargo, el frijol en el arroz llegó durante la primer parte del evento a cargo de Svalto Artes Escénicas, con su obra «Reparando a mamá» que sufrió los embates de una función poco ensayada cuyo libreto y ejecución, se vio mermado por inconsistencias tanto en el audio, como en la absoluta confusión sobre lo que la directora, Sofía Valto, quiso contar; no obstante, tales tropiezos poco importaron a los párvulos que emocionados, subieron veloces al escenario para unirse con los actores en escena en medio de una cascada luminosa con cientos de globos en diferentes colores.

En tanto, «Somos maíz» cuya autoría y dirección a cargo de Susana Meza Cosme, destacó la importancia del maíz para el pueblo mesoamericano, además de añadir el atinado logro de enseñar los números en idioma náhuatl, buscando así la enseñanza lúdica de este lenguaje tan relevante para los habitantes de esta pequeña gran Ciudad de México y que sin duda, fue la joya de la corona del evento. Así, con algunas inconsistencias en su ejecución que con el tiempo habrán de mejorar, fue que dio inicio El Festival del Barrio I con gran poder de convocatoria que atrajo a cientos de padres de familia e hijos que sin duda, disfrutaron de una tarde entretenida con calor de hogar barrial. COPY: Reflexión, risas y mucho teatro, así la primera edición del Festival del Barrio I.

Compartir
0Shares
Derechos Reservados CXPress 2018 | Magazine 7 by AF themes.
0Shares

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar